Congreso peruano vota para acusar al presidente Martín Vizcarra – PanaTimes


El presidente es acusado de acusaciones de que entregó contratos gubernamentales a cambio de sobornos.

Vizcarra dijo que aceptaría la votación, no emprendería ninguna acción legal y dejaría el palacio presidencial.

Se espera que Manuel Merino, el presidente del Congreso, asuma la presidencia hasta julio de 2021, cuando el mandato de Vizcarra debía terminar.

Es el segundo intento en los últimos dos meses de derrocar al presidente.

Vizcarra, de 57 años, ha negado anteriormente las acusaciones de que aceptó sobornos por valor de 2,3 millones de soles (640.000 dólares; 487.000 libras esterlinas) cuando era gobernador de la región sureña de Moquegua.

Antes de la votación, también advirtió que cualquier juicio político podría generar confusión en el país mientras lidia con una severa recesión económica provocada por la pandemia de coronavirus.

Coronavirus: ¿Qué está pasando en Perú?
Pero el lunes, 105 legisladores votaron a favor de la moción, 19 votaron en contra y otros cuatro se abstuvieron.

Varios legisladores que simpatizan con Vizcarra se han pronunciado en contra de la decisión.

“Este es un golpe disfrazado. Necesitamos calma, pero también mucha vigilancia ciudadana”, dijo George Forsyth, un exalcalde que participa en la carrera presidencial del próximo año.

¿Deja Vu?

Una votación de juicio político celebrada el 18 de septiembre estuvo muy lejos de obtener los votos necesarios cuando solo 32 legisladores votaron a favor de la destitución de Vizcarra.

El proceso de juicio político de hace dos meses se centró en acusaciones de que Vizcarra había malgastado fondos públicos, lo que negó.

Vizcarra asumió la presidencia en marzo de 2018 después de que su predecesor en el cargo, Pedro Pablo Kuczynski, renunciara en medio de acusaciones de compra de votos.

Ha estado envuelto en una amarga batalla con el Congreso, que está dominado por partidos rivales, desde que asumió el cargo.

El año pasado, el presidente disolvió el Congreso con el argumento de que los legisladores estaban obstruyendo su agenda anticorrupción.

En enero se eligió un nuevo Congreso, pero la tensión sigue siendo alta entre el legislativo y el ejecutivo, ya que Vizcarra acusó a los legisladores de fomentar “el caos y el desorden”.

Las elecciones presidenciales están programadas para abril de 2021 y la Constitución prohíbe a Vizcarra postularse para un segundo mandato.

.



Source link